Turismo.org
×
giardini-indro-montanelli-milano

Datos prácticos de India

Información de utilidad para las personas que consideren un viaje a la India. Datos prácticos e imprescindibles
CompartirShare on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter

Moneda.

La moneda es la rupia india, que equivale a unos 0.017 euros.

El cambio

Bancos y oficinas de cambio aceptan sin problema dólares. La mayoría también funciona con las tarjetas de crédito y los cheques de viajero más conocidos.

El presupuesto

No hagáis carantoñas a la multitud de monos que conoceréis en templos, azoteas y hasta semáforos de algunas ciudades como Udaipur o Benarés, pues os pueden arrear un mordisco de aúpa

Como regla general, la India es mucho más barato que Europa o los países más caros de Latinoamérica. Siempre encontraréis hoteles aceptables por menos de 4.000 o 3.000 pesetas la doble, y mucho menos en caso de dormitorios de mochileros. La comida o cena en los restaurantes de lujo puede costar alrededor de 3.000 pesetas por un festín delicioso, pero muchísimos establecimientos medios cobran menos de 700 pesetas por un buen “papeo”.

Los vuelos interiores no tienen un precio mucho menor que en Europa, pero, por ejemplo, la litera e incluso las camas en primera en los trenes son muy económicas y no digamos los autobuses. La cerveza, en cambio, puede resultar algo más cara que en el sur de Europa o Suramérica.

La salud

En la India, como en la mayor parte de los países de la zona, hay que observar tres reglas fundamentales para viajar con la salud a tope: no beber agua que no sea embotellada o hervida; no tomar verduras crudas ni fruta sin pelar y –muy importante- tomar la medicación de prevención de la malaria según nos indiquen en el consultorio de vacunaciones y enfermedades tropicales de nuestra región en España antes de partir.

Es fundamental usar repelente de mosquitos en zonas infectadas y vestir con mangas y pantalones largos por la noche para evitar la picadura del anofeles, transmisor de la malaria o paludismo.

Ninguna vacuna es exigible para ingresar en el país, además de que la del cólera no ofrece una gran protección, pero nunca está de más vacunarse contra el tétanos y el tifus.

Ni que decir tiene que, en caso de sufrir una mordedura de un perro, mono, murciélago, gato o cualquier otro mamífero susceptible de transmitir la rabia, hay que acudir inmediatamente a un hospital para recibir el suero contra esta enfermedad, absolutamente evitable si se trata a tiempo, pero mortal en caso de que se desarrolle.

Tampoco hagáis carantoñas a la multitud de monos que conoceréis en templos, azoteas y hasta semáforos de algunas ciudades como Udaipur o Benarés, pues os pueden arrear un mordisco de aúpa. Especialmente, ésos tan bellos de cara negra y cuerpo de modelo, los langures, tienen muy mala leche.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*